miércoles, 23 de mayo de 2007

QUIERO SER TIBURONA MARTILLO


Se ha descubierto que un tiburón martillo (hembra) ha engendrado un retoño ella solita, sin colaboración de macho...¡CON UN PAR!.

A la pobrecita escualo la tenían en un zoo sin presencia masculina, sin comerse una rosca y con su instinto de perpetuación de la especie intacto...cruel, ¿verdad? Pero a grandes males, grandes remedios...ella se lo guisó y ella se lo comió. Fue capaz (no me digáis cómo) de engendrar un bebé tiburoncito sólo con su material genético....flipa...

¡¡¡MAMÁAAAAAA!!! HAY ESPERANZAAAAAA...CUALQUIER DÍA TE DOY UN NIETO, que digo yo que mi instinto de perpetuación no va a ser menos que el de un pescado, ¿¿no?? y además tendrás la suerte de no tener que compartirlo con una consuegra acaparadora...

JA, JA, JA,JA, ¡TEMBLAD MACHOS DEL MUNDO! YA NO OS NECESITAMOS...

Ya sé, que no es lo mismo, que donde esté un hombre...si yo soy muy fan de los hombres, tienen su punto, pero el saber que igual algún día podremos prescindir de ellos...no me disgusta la idea... ;-)

Hoy estoy contenta, viene mi amiga del alma y ya sé que lo pasaré muy bien. Voy a cocinar rico, comprar algo de beber que nos temple el alma (sólo un pocoooo...) y quién sabe, igual hasta se nos da por quedarnos preñadas...

FELIZ DÍA PARA TODOS/AS

8 comentarios:

Nat dijo...

Jajajaja, qué buen artículo. Pero que onda esa "tiburona" hermafrodita? como es eso, raro no? pero igual,es una luz de esperanza para todas las que queremos ser madres algun día, sin tener que depender "necesariamente" de la presencia de un hombre, un cachalote. Digo necesariamente, porque más allá de mi instinto post moderno y femenino, no me desagrada en lo absoluto la idea de traer al mundo un hijo dentro de los cánones normales de la sociedad, osea, yo, él (padre) y cuántos bebés quieran venir!.
Besitos, y disfruta este día, toma y fumaa mucho por mi que yo no puedo.
Nat

LA MARU dijo...

Confieso. Lo único que quiero en este mundo es formar una familia feliz, con un macho de humano que me quiera y quiera a nuestra descendencia con locuraaa....y envejecer juntos...en la salud y en la enfermedad...hasta que la muerte nos separe...snif.

Anónimo dijo...

maaachos del mundo despertad !!! la maru ha hablado... jejeje raroraroraooraroaroroaoro !!!!
vaya con el gustito que da hacer los bebes... que me lo voy a perder, haciéndomelo yo solita??? Anda YA !!!

K

Anónimo dijo...

P.D.- ESPERADMEEEEE ... que hasta el viernes falta muchooooo, jooooo, es que siempre me pierdo lo mejor!!! cuidado con lo que haceis chicas que de todo se entera una!!! jajaja

K

Clericuzio dijo...

Maru..yo comparto ese deseo. El encontrar a la mujer indicada, formar una familia y tener hijos, sea quizas el mas lindo sueño que podemos tener.

Yo creo que hay que armarse de paciencia y rogar por que lo que nos toque sea lo mas cercano a ese sueño.

Saludos desde el rincon del mundo!!!

PD: Que pena por esa tiburona...con lo entretenido que es "hacer niños" xD

Tanatos dijo...

Maru,
lo que no has contado es que el problema con el nacimiento virgen o partenogénesis(no os gusta aprender nuevas palabras?) es que hace disminuir la diversidad genética y decelera la evolución de la especie.

Aunque... tal como está el panorama...sería esto un problema para la especie humana? (pregunto yo)

Besitos para ti y para Di también (de mis partes)

Anónimo dijo...

La partenogénesis (del griego παρθένος parthenos = virgen + γένεσις génesis = generación) es una forma de reproducción basada en el desarrollo de células sexuales femeninas no fecundadas, que se da con cierta frecuencia en platelmintos, rotíferos, tardígrados, crustáceos, insectos, peces, anfibios y reptiles, entre los animales, y también en las plantas. La partenogénesis fue descubierta por Charles Bonnet. Jan Dzierzon fue el primero en descubrir la partenogénesis de los zánganos de las abejas.

Puede interpretarse tanto como reproducción asexual o como sexual monogamética, puesto que interviene en ella una célula sexual o gameto.

Consiste en la segmentación del óvulo sin fecundar, puesta en marcha por factores ambientales, químicos, descargas eléctricas, etc. En algunos casos (peces), a los que no referimos como geitonogamia, se requiere el contacto o la fusión con un gameto masculino, pero no se completa la fecundación, no contribuyendo con sus genes la célula masculina.

El producto, llamado partenote, no podrá llevar cromosomas específicamente masculinos. Según la modalidad de la determinación del sexo, eso puede limitar a los descendientes a sólo uno de ellos, como ocurre en las abejas, donde las hembras son diploides, procedentes de huevos fecundados, y los machos haploides, partenogenéticos.

Aunque el procedimiento se ha intentado también con material genético masculino, no se ha logrado todavía el desarrollo de embriones, porque las células masculinas están generalmente reducidas para la única función de fecundar, mientras que las femeninas son característicamente totipotentes.

En noviembre de 2006, los científicos Argentinos Ester Polak y José Cibelli activaron por primera vez óvulos humanos sin requerir espermatozoides, lo que podría permitir obtener células madre sin formar embriones.

Tanatos dijo...

Ya veo que hay gente que se pica y busca más información en Wikipedia...será esa gente orihunda de Zaragoza y residente donde las hamburguesas? (yo también me pico...)

De todas formas muy bueno el detalle y gracias por la info.

Besitos