miércoles, 28 de marzo de 2007

BAJADA DE PANTALONES

Ayer mi amigo telefónico me dijo una frase que me gustó mucho: -el problema de bajarse los pantalones hasta los tobillos es que al final te acabas cayendo- y tiene razón. Hay que saber hasta donde debe uno bajarse los pantalones. Supongo que con los años le vas cogiendo la medida y una de dos, o te caes o acabas aprendiendo a andar con ellos por las rodillas.

Yo conozco gente de todo tipo, desde los que se quitan los pantalones del todo hasta los que no se desabrochan un botón ni para mear. Los primeros me dan grima y a los segundos no me los creo y además me hacen gracia. Porque alguien que no sabe hacer el rídiculo, que no es capaz de mostrar sus debilidades, pedir perdón y volverse vulnerable un rato es que vive con miedo. Y eso, a la larga, se nota.

Yo las mejores risas de mi vida me las eché conmigo misma, cuando pierdo los papeles me pongo muy graciosa. Hay que probarlo, lo de reirse de uno mismo, digo, aunque sea con efecto retroactivo. Sé que hay situaciones que pueden no ser de mucha risa pero vistas desde la distancia ganan...¡cuántas veces se ha dicho la frase, -un día te reirás de esto-!

Oyes, que tengo el día bueno hoy...y eso que llueve, y eso que tengo gases, y eso que no me apetece naaada hacer lo que estoy haciendo...pero la alegría estáááááá.....en el interiooooorrrrr....

QUE TENGÁIS UN BUEN DÍA

6 comentarios:

Tanatos dijo...

Pues yo creo que las mejores risas de mi vida me las eché contigo misma. Es que eres graciosa.

Lu dijo...

pues yo cada dia me rio menos, no se, creo que es la edad.... en fin como hoy me duele mucho la cabeza tampoco es que este de muy buen humor así que me reire mañana, con tu permiso.
besin

Anónimo dijo...

Se te olvido un tipo de personas Maru, los que van sin pantalones! Yo creo que tu estás dentro de este grupo. Gente demasiado buena y sin dobleces que siempre va de cara y que al final lo unico que le importa es estar bien consigo misma y con su conciencia aunque se le hiele el culo. Siempre te digo Maru que hay que ser un poco egoista,yo voy sin pantalones pero solo en verano cuando puedo sentir el placer de la calida brisa en mis genitales. Los frios inviernos no se merecen ver mi precioso culo. Aunque si te digo la verdad siempre he pensado que tiene mucho merito ser como tu eres. Buena por naturaleza llueva, nieve o granice. No puedo decir que te envidie porque creo que a veces sufres demasiado sin necesidad, pero admiro ese afán por hacer siempre lo que crees que es correcto aún sabiendo que no siempre recibiras todo lo que des. Sabes lo que te digo? Que tu no cambies nunca. Que ya me encargo yo de hacer el mal por ahí. Besinhos fofos (se dice asin no?

Tu amigo telefónico

Anónimo dijo...

También te olvidas del tipo de persona que cuando te ve con los pantalones abajo te los quiere subir. Y como bien dice tu amigo telefónico el hecho de ser como eres hace que tengas siempre, constantemente, gente subiéndote los pantalones porque no quieren ver ese culito pasando frio. Y eso vale mil millones más que llevar cualquier Levi's de temporada.

Gracias por todo! Eres de las mejores personas que he conocido en estos dos últimos años.

La Sole

Anónimo dijo...

y qué pasa con quien decide llevar falda? Puedes subirla, bajarla, llevarla a tu antojo que nunca se te enreda en los tobillos. Yo siempre quise ser la que llevaba las faldas en mis relaciones.

kot dijo...

Olé!! tu blog se va animando paulatinamente.Nada niña, te compro los derechos de tu vida, te contrato como guionista y hacemos un telenovelón de los buenos,ja,ja!!.
Es un placer ver que llevas las cosas tan bien, y no podrás quejarte en absoluto pues tienes un montón de gente a la que importas.Espero que sigas así.
Besazo