sábado, 5 de enero de 2008

LA LLAVE

Maldito el día en el que alguien decidió que lo suyo era suyo y de nadie más. Maldito el día en el que los otros decidieron no respetar su decisión. Maldito el día en que el primero decidió que la haría respetar sí o sí.

No me gustan los cierres, las rejas, las puertas, los muros, los candados. Odio las llaves.

Os las regalo todas, no me importa que entreis, estoy abierta 24 horas. Prometo no entrar, juro no llevarme nada, os garantizo mi respeto absoluto a lo ajeno.

Pero no quiero más llaves, acabad con este sufrimiento, por caridad humana. 1000 que tenga, 1000 que perderé. Ni un día más bajo la lluvia, ni una noche más en camas ajenas, no más esperas infinitas y búsquedas infructuosas. Libradme de esta frustración.

Derribemos los muros, traspasemos fronteras, vivamos libres...


DEJEMOS DE CERRAR PUERTAS DE UNA VEZ POR TODAS Y ABRÁMONOS...

¡HOMBRE YA!

8 comentarios:

Lu dijo...

pos no sé que decir... Viva la Libertad!!!
Un besin y felices reyes!

mxg dijo...

Ya sé tu próximo regalo de navidad: un llavero. (Y la Andu tiene que venir para escogerlo).
Viva el pragmatismo!!! ;)

Pilar dijo...

Lo peor es cuando te las dejas en casa... en ese momento odio por encima de todas las cosas que existan las llaves...


Mi blog... Estoy pensando limitarlo a una entrada por semana...Ahora empieza lo bueno en mi vida (dentro de 5 meses, tengo el examen de la oposicion y la cosa se pone seria).Uf, no se, tengo un agobio q no puedo con mi vida...

A lo que iba, que hoy vienen los reyes y espero (estoy segura) que habrás sido buena!!!

Besotes

Eva dijo...

Estoy de vuelta.
Recupérate pronto y feliz día.
TQM

Pink Floyd dijo...

Un llaverico de medio kilo te haría falta.
Totalmente de acuerdo con tu propuesta, y acabemos también con los pin de las tarjetas y las cuentas numeradas!! Con lo bonito que sería confiar todos en todos... yo ahora mismo voy a quitar el password de la BIOS de mi ordenador.

loli dijo...

Mira ti por donde que onte pola noite ( a eso das 00:00) quería entrar en casa e non tiña chaves, todos na cama e ala a tocar ó timbre, menudo mosqueo se colleu meu pai que estaba no cuarto sono.
Con respeto ás outras chaves das que falas creo que a xente que cerra as súas portas, que non deixa que nadie o coñeza, nin se permite coller aquelo que desexa e que ten ó seu alcance por medo ó que pasará, medo a arrepentirse de abrir a porta.... non sabe os bos momentos que está desperdiciando.

Anónimo dijo...

jajajaja........MARU LA DESPISTADA!!! Es que nena, meter las llaves dentro de un zapato y querer recordar donde las pusiste no tiene precio!!!! Es que te imagino deambulando por el piso en busca de las llaves "perdidas", cagandote en toó, llorando y riendo, con ganas de venir pa´l pueblo, con fiebre alta, despúes del trabajo, agotada, enferma, odiada... JAJAJAJA

EN DOS PALABRAS ... IN -CORREGIBLE!!!!! jajajaja

LA K

Star-spangled banner dijo...

jajajaja. Estoy de acuerdo contigo, menos llaves y más confianza los unos en los otros, pero en los tiempos que corren me da que la cosa no va a cambiar.

También puedes venirte a vivir a un pueblo como Oak Ridge, donde sé que la gente se deja la puerta de la casa abierta porque aquí parece que nunca pasa nada :-)